Cansados se encuentran los propietarios y vecinos del Condominio “Alturas de Azapa” que denuncian graves negligencias en las instalaciones que adquirieron hace pocos meses. Hace algunos días, Felix Flores, copropietario en el condominio, comentó que los departamentos comenzaron a ser entregados en el mes de noviembre del 2019, presentando problemas en torno a la seguridad del recinto, daños estructurales en terminaciones, puertas, chapas y ventanas, la no existencia de un acceso peatonal, además de fugas en agua potable, aguas servidas y de gas, teniendo incluso que solicitar la concurrencia de Bomberos.

Los vecinos señalan que han hecho los avisos correspondientes a la empresa, no recibiendo respuestas o con soluciones a mediano plazo y no con la urgencia requerida. “La inmobiliaria y la constructora han dilatado de manera extrema la reparación de los departamentos, en especial de aquellos de los vecinos que llegaron primero. No quiero pensar que hay un sesgo social de parte de las empresas, hacia los vecinos que vivimos acá. Este es un proyecto de integración social y territorial del Serviu, del cual todos los departamentos son pagados por el Estado o con subsidios”, agregó Flores, quien cerró su exposición señalando que si bien han existido soluciones temporales, estás no son definitivas y para ellas han tenido que esperar días por una solución debido a que sus llamados y correos no tienen una rápida respuesta.

Lo relatado en esta nota fue expuesto por los vecinos, el día viernes recién pasado. Y este domingo, un nuevo hecho ha despertado la angustia y enojo de los moradores, pues se mantendrán varios sin suministro de agua potable ante una fuga que inundó la cámara de bombas, por lo que es necesario drenarla, ubicar la fuga y reparar. Según nos han comunicado, la empresa entregará agua embotellada e instalará estanques. Además la Gobernación Provincial se hará parte de una alternativa de abastecimiento para los afectados.