NIÑOS VIVEN JORNADA DIDÁCTICA EN HOTEL SONESTA

NIÑOS DEL JARDÍN “PEQUEÑOS GIRASOLES” VIVIERON EXPERIENCIA EDUCATIVA EN TORNO A LA GASTRONOMÍA. 

Alrededor de 18 niños, entre 2 y 4 años de edad, participaron en el paseo. El jardín de infancia ‘Pequeños Girasoles’ se encuentra ubicado en la calle Zenteno, de la ciudad de Osorno.

La Cámara de Comercio e Industrias, Servicios y Turismo de Osorno y el Hotel Sonesta Osorno, se unieron para producir una maravillosa experiencia educativa a los niños del jardín de infancia y sala cuna“Pequeños Girasoles”, quienes a través de una jornada didáctica, se acercaron al mundo de la gastronomía, de la mano de expertos en la materia.

El objetivo fue complementar la enseñanza tradicional de los niños, recorriendo el área de cocina del hotel, donde compartieron con el chef ejecutivo, Luis Rivera, y de igual manera, con el personal que labora en las diferentes áreas delcomplejo de cinco estrellas.

“Los niños que nos acompañaron en esta actividad representan la generación de relevo, por lo que resulta importante contribuir a su educación. Por esta razón, organizamos esta jornada con la valiosa ayuda de nuestro socio, el hotel Sonesta de Osorno, quienes de forma generosa, acompañaron y atendieron maravillosamente a los visitantes”, expresó Juan Horacio Carrasco, presidente de la Cámara de Comercioe Industrias, Servicios y Turismo de Osorno.

En tanto Johnny Flores, gerente del Hotel Sonesta y presidente de la Cámara de Turismo provincial, manifestó su satisfacción con esta actividad. “A través de una vinculación con la Cámara de Comercio, tuvimos la oportunidad de recibirlos y enseñarle los quehaceres diarios de todas las áreas del hotel. Nosotros consideramos la infancia como una etapa importante en la vida del ser humano, ya que se puede enseñar sobre diferentes temas y, con su curiosidad, conocer e investigar lo explicado. En esta instancia, aprendieron sobre normas de seguridad, la preparación de alimentos y los diferentes eventos del complejo”.

Jimena Contreras, directora de la institución, también confesó su alegría, puesto que “hemos recibido una excelente atención. Los niños pudieron complementar lo aprendido en el taller de cocina que impartimos en la institución, conociendo el recinto donde trabajan, así como la vestimenta y los utensilios que ocupan”.

Los pequeños culminaron felices su recorrido, mientras que el chef Luis Rivera añadió que “la gastronomía es muy amplia, por ello resulta beneficioso experimentar el trabajo que realizamos en cuanto a producción, elaboración, presentación, entre otros”.

Fuente: Jorge Zerpa

Comentarios
Cargando...