CARABINEROS INCAUTA CASI UNA VEINTENA DE ARMAS EN RÍO NEGRO

Dos detenidos dejó el trabajo investigativo realizado por Carabineros de la sección OS-7, ante el delito de uso y porte ilegal de armas de fuego. La tarde de ayer, miércoles, fue detenido un sujeto dedicado a la fabricación de elementos relacionadas con armas de fuego, como también la reparación de estas, de manera clandestina y que mantenía en su taller ubicado en Río Negro, 18 armas, municiones y accesorios tales como silenciadores. Ademas se detuvo, y por ende se dio de baja inmediatamente de la institución, a un carabinero de Osorno, debido a la compra irregular de una arma al sujeto antes mencionado.

De las armas incautadas se detallan 13 armas largas y 5 cortas, una de ellas con encargo por robo, otra adaptada, otra de fabricación artesanal (hechiza). También se incautaron 5 silenciadores en etapa de fabricación. Se informó que el detenido mantenía 3 armas inscritas a su nombre, una de las cuales había sido comercializada.

Sobre el, ahora ex, funcionario policial detenido, habló el General de Zona, Patricio Yañez: “en la investigación se estableció que un ex miembro de Carabineros había comprado una de estas armas, por lo que fue desvinculado inmediatamente de la institución el día de ayer, por no cumplir con el trámite legal que implica la visación de la compra con la entidad fiscalizadora pertinente, o sea este acto irregular le costó la carrera”.

A juicio del General Yañez la diligencia fue bastante exitosa, la que, según explicó, se enmarca en el contexto del programa “Calle Segura” que “va a permitir a la ciudadanía estar más tranquila, con menos armas circulando en las calles”. Además aprovecho de hacer un llamado a la ciudadanía a ser parte de la Campaña “Entrega tu Arma” y a la tenencia responsable.

También puedes leer...
1 De 1.447

La investigación continuará, pues se deben esclarecer varios hechos, tales como la procedencia de las armas encontradas, alguna de las cuales están inscritas, el fin de estar armas y su posible comercialización y si es que existen mas personas participantes en este hecho delictual.

“De esta gran cantidad de armamento, armas que están prohibidas, que no están inscritas, que tienen encargo por robo, municiones, llama la atención la presencia de silenciadores que fueron hechos artesanalmente, armas hechizas, que constituyen una serie de delitos contra la Ley de Armas”, declaró la fiscal María Angélica de Miguel, quien añadió que “esto es una señal de todas las políticas de persecución penal impartida por el Fiscal Regional en atención a sacar las armas de fuego de las calles. En Osorno no es algo nuevo, ya tenemos el fenómeno ocurrido en Rahue Alto, han aumentado las armas de fuego en las calles de nuestra ciudad y por lo tanto esto es un éxito. Lo importante es que pudimos establecer que una persona se dedicaba, no solo a arreglar armas de fuego, si no que convertir y modificar armas”.

La fiscal, agregó que esto es “una señal que llegaremos hasta el último lugar, hasta las ciudades más pequeñas para acabar con esto. Es una gran cantidad de armas que sacamos de circulación”. Agregó que “puede haber armas para cazadores, para asaltos, delitos de lesiones u homicidios. Esto es una investigación que está en sus inicios, donde partimos bien, pero que recién comienza y se hará un trabajo exhaustivo y si hay personas más implicadas en el ilícito”.

Finalmente el Intendente Harry Jürgensen valoró y destacó el trabajo policial “el actuar de nuestras policías son efectivas y que los planes de Gobierno están dando resultado, por eso corresponde reconocer el trabajo y continuar con el mismo, porque si esto ocurrió en Rio Negro puede ocurrir en otras partes de la región”. La autoridad regional aseguró que “no estamos perdiendo la lucha con la delincuencia, tenemos un programa y aquí están los resultados, es un arsenal que perfectamente puede estar relacionado con múltiples delitos”. Para finalizar, Jürgensen fue tajante al señalar que no se debe enjuiciar a toda la institución de Carabineros, por el hecho de que uno de ellos estuvo implicado en el ilícito: “esto no es señal de ineficiencia institucional, aquí es una acción absolutamente individual de una persona que hizo un acto que no corresponde. Se equivocó y ya no pertenece a la institución”.

Deja un comentario